Archive for the Ablitas (Navarra) Category

Capítulo 0: La despedida

Posted in Ablitas (Navarra), Actualidad, Diario de Patxi, Escribiendo desde..., General, Literatura with tags , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , on 25 noviembre 2009 by ikerresaka

Bueno, mañana ya me toca marchar de estas tierras… Y esa, es la razón por la que cree este blog, para ir contandoos a todos vosotros cómo me iba yendo mi paso por Salamanca. Ahora que empezamos a distanciarnos un poco todos, cuesta más mantener el contacto y aunque quisiera estar todo el tiempo frente al ordenador buscando novedades vuestras o sin despegar mi móvil de la oreja, no es posible, también tendré cosas que hacer y mi tiempo quedará más limitado… Por eso, aunque no tengáis noticias mías (que las tendréis por aquí), no creáis que me he olvidado de vosotros, porque ¿cómo me iba a pasar eso después de todo lo vivido?

Todavía no sé muy bien qué es lo que me esperará por allí, si por fin encontraré al amor de mi vida, si me haré profesor, si cambiaré de carrera o si en dos días estoy de vuelta para Ablitas; pero lo que está claro es que llega un momento en la vida en el que hay que avanzar. No podemos estar siempre quietos en el mismo punto viendo como todo lo que nos rodea crece y cambia; y nosotros seguimos impasivos. Los cambios nunca fueron fáciles, pero es el único método para conseguir cosas mejores.
Sé que a muchos os extraño mi elección de irme a una ciudad tan perdida de la mano de Dios como es Salamanca. También sé que otros, cuando oyeron la palabra Salamanca, entendieron que me iba de farra y no a estudiar. La razón es sencilla: quería salir, ver mundo, caminar por caminos aún por recorrer, aún por conocer. En vez de dar este salto, pude dar un paso e irme a Pamplona, Zaragoza, Logroño, Soria o alguna otra ciudad más cercana, sí, lo pude hacer; pero al fin y al cabo esos destinos hubieran afectado sólo de lunes a jueves, ya que el fin de semana volvería a caer en la rutina de nuestra querida Ablitas. Además, todavía no hay nada que me retenga lo suficiente como para quedarme. Izeia, cuando empieces a creer en los hombres y si tengo posibilidades… quizás hablemos de un acercamiento de mis estudios por Ablitas, pero de momento, creo que lo mejor será escapar con mi brújula en busca de nuevo mundo.

Por Salamanca, la que denominan como la “Capital de los Estudiantes”, no tenga mucha imaginación de lo que será aquello. Supongo que me empezará a tocar a salir los jueves como buen universitario y algún sábado. Mi aita me ha dicho que es una de las ciudades más bonitas de España, pero donde esté nuestra Iglesia de Santa María Magdalena o nuestro Campo de fútbol, que se quité lo demás.
La Universidad asusta un poco por su nombre “Pontificia”, a ver si nos van a encerrar en algún monasterio y vamos a tener que rezar todos los días el Padrenuestro. Pero bueno, he oído que tiene muy buen prestigio y que con ella, siempre consigues trabajo. Además, por fin voy a estudiar algo que me gusta, Periodismo. A ver si me puedo convertir en el fúturo Andrés Montes y consigó romper así con el monopolio que tienen el R.Madrid y el Barça hablando más de equipos modestos como Osasuna, Sporting de Gijón o el Racing de Santander. Y si no soy el fúturo Montes… me conformaría con poder seguir y narrar la actualidad rojilla. Ya me veo en el 2021 en la final de la Champions en Manchester narrando un Osasuna 4-3 Liverpool. Pero para aquello, habrá que esperar algo más de once años.

Allí me esperan Alfredo y Cristina, aunque me dijo que prefería que le llamasen Cristy. Son mis compañeros de piso y espero que nunca lleguen a dar con este blog, porque si no, ¡igual me matan! La verdad es que apenas los conozco. Lo poco que sé de ellos es por alguna conversación en el messenger y por las fotos que he visto en sus tuentis. Alfredo tiene pintas de empolloncillo, pero bueno. Tiene 19 años y va a empezar su 2º año de Publicidad. Así que tendré la suerte de que me pueda pasar los apuntes de 1º, 2º y 3º, jeje. (Bueno, por si todavía no lo sabiáis, mi carrera es de 5 años, pero los tres primeros estamos las licenciaturas de Publicidad, Periodismo y Comunicación Audiovisual juntas). Es de Zamora, así que como está a 60km de Salamanca, todos los fines de semana se va para casa. A ver si hacemos buenas migas y me invita algún día para allí. La otra compañera, Cristy, tiene el atractivo y la sencillez de Sofía, la de Cuestión de Sexo, y el picante y el morbo de su compañera de reparto: Alicia. Ya verás tú, a ver si acabo con ella… El otro día me dijo que estaba soltera, que lo acababa de dejar con su novio y que habían estado saliendo tres años o así. Estaba bastante jodidilla y decía que después de una dura discusión “decidieron” dejarlo. Ya veremos a ver si lo dejaron de verdad o no… Este va a ser su primer año por allí, va a empezar la carrera de Magisterio. Es de Valladolid y acaba de cumplir 18 añitos.

Y bueno, tendré que dejar atrás a mi amada Navarra, la Tierra de Diversidad. ¡Cuánto echaré de menos ese verde puro! Ese cierzo que nos deja el cutis más tieso que una mojama. Ayyy ese acento navarrico. A ver cómo me las apañaré yo para seguir viendo a ¡Vaya Semanita! o a la atractiva Ana Urrutia mientras nos da el tiempo de toda la región. Será extraño este año no poder acudir a las fiestas de los pueblos durante el curso. Las fiestas de invierno de Castejón, la Virgen de la Paz de Cintruénigo, los conciertos de la Noboo, etc…
Además, tendré que explorar aquel territorio para ver si tienen alguna montaña. Porque como tenga que pegarme tres meses metidos en la ciudad, ¡igual me da algo! Por lo que he podido informarme, está por ahí la Peña de Francia… pero a saber qué es eso. Es que, donde están las montañas navarras… ¿Qué quieres pasear por el desierto? Vete para las Bardenas a ver Castildetierra o el Pisquerra. ¿Qué te apetece disfrutar de la naturaleza y comer buen queso? Date un paseo por Tierra Estella. Recorre la Sierra de Urbasa, sumérgete en la Sierra de Andía, navega por la Sierra de Aralar y corónate en la más bella de las montañas, San Donato. Si además, te apetece perderte entre el verde más verde que jamás hayan podido ver tus ojos, escóndete por Bértiz. Pero es que en Navarra, esto parece no terminar nunca, porque si estos sitios ya te parecen la ostia, aún tienes Roncesvalles, la Selva del Irati, todos los Pirineos con cada una de sus cumbres para que hagas buen senderismo, las foces de Lumbier y Arbayún, y un montón de lugares a los que sólo acudiendo allí, puedes sentir lo que las solas palabras no pueden describir, como es el caso del Nacedero del Urederra. Lo siento, pero es que me pongo a pensar en todas las cosas que me ofrece mi Navarra y me emociono.
Tendré que explorar también por Salamanca a ver si hay algún bar que me ponga el Osasuna. Porque si no, ya me veo yo todos los domingos en casa como un taquicárdico esperando que digan cuatro tonterías cada media hora del partido de Osasuna, en las radios generales. Y el día que lo echen en la Sexta, habrá que preparar fiesta, jaja. Y a pucela… teniendo a Cristy como compañera, quizás si hacemos buenas migas… pueda ir a verlo y quedarme a dormir en su casa.
Será extraño eso de no juntarme con los amigos en el Bar Moreno para ver todos los domingos a Osasuna. Además, ¿cómo será eso de celebrar tu cumpleaños lejos de tus seres más queridos? Quizás sirva también como prueba de haber quién merece ser querido de verdad. Y buff, me va a tocar empezar a cocinar, poner la lavadora, planchar… suena duro, pero mirándolo por el lado positivo, si ¡me voy a convertir en el hombre que desearía toda mujer! jaja. Ostias, y los spaguetis “a la putanesca”, ya no podré comerlos hasta navidades. O las patatas riojanas de mi madre. ¡¡Uy, y las croquetas de mi abuela!! Que mal, que mal… que yo me quedo en Ablitas, que como en casa no se está en ningún lado.

Patxi… ¡piensa por qué te vas! Si es que me tengo que ir la ostia; Indiana Jones nunca se hubiese hecho famoso si no hubiera corrido ciertos riesgos; así que, ¡adelante txapeldun!

Joder, llevo una parrafada del copón y todavía no me he despedido ni de mi familia, ni de mis amigos… (Jeje, hay cosas que no cambian nunca, dejamos lo más difícil para el final)

Pues es que quisiera decir tantas cosas… pero a estas alturas, ¿qué es lo que no está dicho ya? Si por mucho que me vaya, vais a seguir estando ahí. Si aunque me fuera a Finisterre, al final del mundo, os seguiría llevando conmigo. Así que de nada sirven las palabras hermosas y con florituras si no entendéis todavía lo único que os quiero decir (qué difíciles acostumbran a ser dichas esas dos palabras tan sencillas de pronunciar), que os quiero. Así que no sufráis por mi ausencia, porque seréis recompensados cuándo podáis disfrutar de mi presencia. Cuidaos todos mucho en Ablitas y aitas, aunque se vaya vuestro chiquillo, no os preocupéis, que tenéis por aquí al abuelo Andrés y si no, en 20 minutos estáis en Corella con el resto de la family.

Y para La Cogorza…es que ya me he despedido de todos vosotros esta tarde, así que poco puedo decir. A ver si el hecho de teneros informados con este blog, no es una excusa para llamarme, eh!! Así que no es cuestión que os vaya diciendo uno por uno, lo que pienso, porque ya está dicho. Así que nada Cogorza, portaros bien…y tranquilos, que seré tan puntual como el turrón. Abrazos y besos para todos y cuídaos mucho. E Iñaki, a ver si este año subimos al Ablitense de una vez la ostia!

Bueno, que son las 2:34 y hay que dormir… que mañana por la mañana tengo que terminar de prepararme las cosas y a las 15:00 me sale el tren desde Tudela con destino Salamanca!!!
En una semana os cuento.
Ya no me queda nada para irme
¡qué nervios, qué nervios!
Hasta luegoooooo, gero arte!

Anuncios

Cronología de Patxi Urrutia Sesma

Posted in Ablitas (Navarra), Actualidad, Diario de Patxi, Escribiendo desde..., General, Literatura with tags , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , on 18 noviembre 2009 by ikerresaka

9 DE OCTUBRE DE 1991: Es uno de los días más importantes de la Historia de la humanidad, porque este día fue en el que Patxi salió de lo más profundo de Mª Villar. Aquel lluvioso día de otoño desarticularon un plan golpista en Panamá, hacia 444 años que había sido bautizado Miguel de Cervantes y era el 24º aniversario de la muerte del Che.

30 DE OCTUBRE DE 2005:
Día de su primera ruptura. Ella era Alejandra, le pasaba 2 años, 1 mes, 7 días, 1 hora y 55 min. Había sido el amor de toda su infancia y ella al fin se había decidido a declarar su amor a Patxi. Había estado enamorado de ella desde que Jana (como cariñosamente la llamaba) había llegado a primaria, donde Patxi ya estaba en 3º. Fue un amor a primera vista. La conoció por casualidad en un cumpleaños de un amigo. Y desde aquel día empezó un trabajo de identificación de su amor como el que pudiera llegar a hacer Sherlock Holmes. Todo aquello lo hizo silenciosamente, sin dejar ningún rastro y siendo tan cauto y sigiloso que consiguió que nadie levantara la menor sospecha, a pesar de que pasaran bastante tiempo junto. Hubo un momento en el que Patxi estaba temiendo lo peor… y no, no es que se vaya con tu mejor amigo, es ¡¡¡que te conviertas tú en su mejor amigo!!! Por suerte, Patxi, todo un sabio para sus años consiguió reconducir aquella amistad en algo más que un simple amigo sin siquiera revelar su amor eterno. Hasta que un 27 de octubre de 2005, hizo lo imposible. Alejandra le reveló por fin su amor y Patxi no pudo hacer menos que corresponder. Aquel primer beso sencillo e inocente auguraba la mayor historia de amor jamás contada en la gran pantalla. Pero el oráculo de Delfos no desveló que durante un mes y tres días, Patxi desapareció de la faz de la Tierra. La razón: había conseguido el tesoro que había esperado toda su vida, ¿qué más podía esperar si lo tenía todo? ¡Qué inocencia tan peligrosa la de los jóvenes. Un fatídico 30 de octubre de 2005 Jana le hizo regresar a la realidad partiendole el corazón cahito a cachito, dejándolo como si allí hubiera pasado Jack el Destripador.

27 DE OCTUBRE DE 2007: Ruptura de su segundo gran amor. Después de lo duro que había sido el paso de Jana, Patxi decidió cambiar de estrategia. Empezó a intimar con los amigos, a informarse de las chicas por fuentes informales y a contar un poco más sus sentimientos. De esta forma llegó Andrea. Andrea era hermana gemela de Sonia y había veces que creo que Patxi no sabía con cual de las dos estaba… En esta ocasión, Patxi se hizo muy amigo de Andrea para conseguir enamorar a Sonia, pero lo que Patxi no sabía era que Andrea estaba enamorado de él…y Sonia era lesbiana. Tanto quedar con Andrea, tanto quedar… hasta que un día, bebiendo unas coca-colas y comiendo unas chucherías pasó. Andrea se lanzó sobre Patxi, Patxi pensó que era Sonia y le gustó tanto aquel primer beso que luego no le importó cual de las dos sería, porque eran casi iguales. Así empezó aquel rollito de primavera que creció a amor de verano. Pero como pasa con las rosas, nace en primavera, da su mayor esplendor en verano y marchitan en otoño. Y esto no iba a ser menos. Después de un verano en el que Andrea y Patxi parecían ser la misma persona (no se separaban ni para ir al baño), la sinvergüenza Andrea conoció a uno… No se sabe ni cuándo, ni cómo. Pero el caso es que empezó a esquivar a Patxi, hasta que un fatídico 27 de octubre de 2007 cogió la apisionadora y pasó tantas veces como pudo por el pobre y sensible del inocente Patxi…

30 DE MAYO DE 2009: Primera gran borrachera de Patxi. Si por él fuera, ni sabría que se emborrachó, porque fue semejante La Cogorza que pilló que ni se enteró. Al día siguiente con La Resaka, se informó punto por punto de todo lo que había pasado la noche anterior… Era el último día de clase del curso y habían quedado todos para cenar y poner fin a su etapa en el instituto. Habían quedado en La Cervecera de Tudela para cenar un menú de sidrería. Cuando llegaron todos, para empezar la noche, se tomaron un chupito de tequila, había que comenzar bien. Una vez tomada la lista de lo que iban a comer, Patxi se fue a donde estaban los barriles de Sidra y empezó a montar el espectáculo. De repente, se hizo camarero, empezó a servir a todo el mundo y por cada uno que llegaba, le “invitaba” a un vaso de sidra y brindaban en otro. Se le acercó un camarero con mala leche y no se sabe que le dijo Patxi que de repente volvió el camarero con un delantal del bar y un gorro de cocinero. Desde aquel momento, toda la comida de Patxi, en vez de dejársela en la mesa con todos, se la dejaban a su lado. En un momento de inspiración, se puso de rodillas, le dieron a la sidra y empezó a beber del barril sin parar. Todo el mundo le aplaudía. Cuando terminó la hazaña, se levantó y empezó a cantar la jota navarra. Una vez que terminaron todos de cenar, le regalaron los camareros a Patxi una botella de orujo de Ruavieja. A los cinco minutos, pagaron y se fueron todos, pero sin la botella… misteriosamente se había acabado. Tras unos pocos pasos llegaron a la discoteca Noboo de Tudela. En la entrada se encontró con algún amigo suyo de La Resaka de Corella. Entraron todos juntos y le invitaron a un cubata. De repente, se puso en el centro de la pista a bailar él solo. Todo el mundo lo miraba y hay que reconocer que sus bailes no desmerecían ser vistos. Terminó su gran actuación dando varias vueltas en el suelo sobre si mismo. El Dj paró la música y todo el mundo empezó a aplaudirle. Mientras iba al baño, muchas chicas se le acercaron para preguntarle cómo se llamaba, quién era e intentar conocerlo un poco. Él se detuvo, las miro a todas y les contesto: “Soy Juan Pedro Navarro, el fucker de Corella” y entró en el baño. Al día siguiente, apareció dormido en la puerta de la entrada de la discoteca. Según le contaron al día siguiente. Se hizo VIP del 2º Roca del baño y expulsó allí todo lo que llevaba en el cuerpo. Después de cuatro horas, cuando fueron a cerrar la discoteca lo sacaron de allí y lo dejaron en la calle. Cuando amaneció, cogió un taxi y se fue a casa de su amigo Txomin, donde se suponía que iba a quedarse a dormir.

18 DE JULIO DE 2009: La boda de su prima favorita. Se casaba su prima, la que siempre había tenido, la que le había cambiado los pañales, la que le había llevado por primera vez a los San Fermines, la que le había reclutado dos semanas en su casa para que estudiara, esa prima que todos querrían, pero sólo los más afortunados pueden tener. Había sacado siempre sobresalientes y en la carrera no fue menos. Le habían dado el premio Fin de carrera de Medicina en Madrid. Allí conoció a su esposo, un apuesto trompeta que tocaba en un grupo de Segovia y estudiaba Ingeniería Aeronaútica. Él era, Pablo José Suárez. Nació en la tierra del Quijote, aunque estuvo varios años viviendo en Manchester. Es cariñoso, atento, gracioso, tierno, inteligente, amable, bondadoso, tiene cierta belleza exterior que prefiero que sean las mujeres quienes la comenten y como os habréis podido dar cuenta, es el novio que todo primo desearía para su prima favorita. Aunque con el paso del tiempo, la familia nos dimos cuenta de un terrible defecto, algo con lo que todos habíamos estado viviendo engañados. Su defecto era…que ¡¡era madridista!! Todos tan felices con la nueva adquisición, con el nuevo fichaje y no nos habíamos dado cuenta de que era del R. Madrid… Él se excusó como pudo y prometió hacerse rojillo, así que poco a poco, volvimos a retomar todo el cariño y todo el amor que habíamos puesto desde un principio en él. El caso es que el día de la boda, todos allí reunidos, toda la familia en la Iglesia de San Miguel de Corella, varios jóvenes y los novios, tan bellos e inmaculados como los ángeles del todopoderoso. La ceremonia fue de lo más entretenida, con un monólogo del cura de turno más sacado del Club de la Comedia que de la Biblia. Para terminar, pusieron la canción del Padrino y la Cestera salió a recitar un poema que ella misma había preparado. Cuando salieron los novios, llovió todo tipo de alimentos. Desde el mítico arroz, hasta las lentejas, pasando por los garbanzos y los macarrones. A la lluvia le acompañó una canción compuesta a base de petardos y cohetes y ellos se marcharon con uno de los primeros BMW‘s que se habían fabricado en todo el mundo. Después de esto, todos los primos nos fuimos a tomar unos pintxos por los bares de Corella, mientras los novios se iban a echar unas fotos. A las 15:30 nos reunimos todos en el Avenida. De aperitivo nos dieron un solomillo sublime y unas fresas trozeadas bañadas en chocolate. El pequeño de sus primos se puso la cara de chocolate, que parecía que venía de la guerra. Cuando ya se sentaron en la mesa vio a la que él creyó que sería la mujer de sus hijos. Fue un verlo y no verlo y se le paralizó todo. Tan pronto su corazón no funcionaba, como parecía una locomotora. Daba igual todo lo que pasara a su alrededor porque ella no estaba ahí. Con la excusa de ir a saludar a los demás asistentes que estaban por las mesas, comenzó a investigar quién podría ser ella. Pero ya no estaba, había desaparecido. Había tenido ante sus ojos la que sería la abuela de sus nietos y había desaparecido. Volvió a la mesa más ausente que presente. Llegó el gran momento de dar los novios y aquello se animó. Todas las quinielas apuntaban a que el mayor de los primos recibiría uno de ellos. La novia buscaba escondite, pero era demasiado tarde, ya no había… Empezaron a caer uno a uno las peligrosas estatuillas. Cada vez las bombas se acercaban más y sobrevolaban la zona en cada una de las misiones. Y al final… llegó el último, tras sobrevolar la zona y parecer que desaparecía el peligro, cayó de repente en el lugar previsto, tan calculado como sigiloso. Y en ese preciso momento, Patxi la volvió a ver… no lo había soñado, ella estaba allí. La foto de pareja lo volvió a despistar, pero creánme que mereció la pena, porque aquella foto son de las que se ponen en un cuadro y presiden en el salón de la casa. Cuando se calmó un poco la situación y estaban todos más pendientes del postre que de cualquier otra cosa, Patxi desapareció en busca de su amada. Comenzó por dónde la había visto y sus señales le llevaban a la cocina. Sin vergüenza alguna, se presentó allí y a la entrada todas las cocineras se pusieron hablar con él: “¡Qué chiquillo más simpático!”, “¡Quéee maaajo!” o “pues mi chiquilla me ha hablado mucho de ti”. En una maniobra comparable a las de Fernando Alonso en sus buenos tiempos, consiguió dejar a todas detrás sin quedar mal y abrirse paso hacia la cocina. Entro y sólo había un cocinero. Preguntó por los rasgos de la chica que él había visto, pero el cocinero parecía no saber nada… Volvió desilusionado y alicaido a la mesa. Pero al ver a su prima, ¿cómo podía estar triste un día tan bonito como era aquel? La tarde fue dejando paso a la noche y todos cambiaron de la sala de comidas, a la discoteca. Allí se volvió a ver aquel Patxi que un par de meses antes había deslumbrado a toda la Noboo. En un momento de arrebato, cogió a un primo suyo y empezaron a dar vueltas sobre sí mismos, sin parar. Al minuto y medio pararon y no sabían ninguno de los dos dónde estaba el suelo y dónde el techo. Mientras se recuperaban, volvió a ver a la Bella Dama que portaba un paraguas amarillo. Intento acercarse hacia ella, pero con semejante mareo, tuvieron que sujetarlo para que no cayera. Con tanta gente por allí, le volvió a perder la pista por tercera vez y ya no la vería más hasta el momento. Lo que si pudo conseguir fue su paraguas amarillo, que al cerrar la discoteca, se lo encontraron en uno de los bancos y Patxi no dudó un momento en llevárselo a casa.

Hombres, mujeres y Patxi

Posted in Ablitas (Navarra), Diario de Patxi, Escribiendo desde..., General with tags , , , , , , , , , , , , on 11 noviembre 2009 by ikerresaka

LA COGORZA DE ABLITAS
María: tiene 19 años, es muy coqueta y no sólo saca buenas notas, si no que también es muy inteligente. Por eso ha conseguido sacarse un buen partido, Jorge, con el que lleva ya 3 años de noviazgo.
Marta: tiene 19 años, está cañón y su mayor problema es que lo sabe… Le gusta demasiado el género masculino y no consigue estar con un mismo perfume más de una semana seguida (de sábado a sábado y tira porque le toca). Tiene un ligero parecido a Sara, la de Los hombres de Paco.
Izeia: 19 añitos. Es sin lugar a dudas la más guapa de cuantas haya visto Patxi. Su sensualidad es inigualable (recuerda a Elisha Cuthbert). Sabia, inteligente, trabajadora, sincera, espontanea, extrovertida y tiene un sentido del humor exquisito. Todavía no cree ni en el amor, ni en los hombres (algunos creen que va para monja), pero el día que salga del almacén, podrá conseguir al hombre que desee.
María (la chirichi): A María (20 años) le llaman Chirichi por el apodo de su abuelo, así que se ha perdido un poco el motivo del apodo… Es un “poco” regordeta y acostumbra a vestir con colores fosforitos. Realmente, no se junta mucho con La Cogorza porque no acostumbran a visitar ese tipo de ambientes.
Ana: Tiene 20 años y es tan sencilla como su nombre. Estudiante de clase media (típicos que andan entre el 4 y el 6), de belleza normal (ni fea, ni guapa), bastante agradable y sin prometer todavía.
Diana: Mujer complicada donde las haya. Unos días le gusta una cosa y otros días le gusta otra. No te puedes fíar mucho porque te la lía en un segundo. Apesar de todo, en sus momentos de inspiración te puede matar de la risa. Tiene 20 añitos.
Ilargi: Rural donde las haya. Es más de campo que el huerto de las patatas. Es la capitana de fútbol del Club Deportivo Corellano. Tiene acento made in Ablitas y es fiel seguidora de Osasuna. Con sus 20 años quiere pasar ya de tantos rolletes y está intentando algo serio con un corellano (el nombre todavía no se puede desvelar).
Aitziber: Todavía no sabe si le gusta el rosa o el azul. El día que por fin salga del armario nos dejará a todos más tranquilos. Tiene 21 añitos y es un cielo de mujer.
Sheyla: La silenciosa Sheyla. Es un fantasma viviente, nunca sabes cuando está y cuando no. Siempre callada, siempre silenciosa. El primer día que salió de fiesta se enganchó tal borrachera que desde entonces ha preferido dejar el alcohol sólo para limpiar heridas.
Aitor: Tiene 19 años, está “casado” con una murchantina y es tan complicado estar con él como ver a Bin Laden o un billete de 500€. Antes, se dejaba ver en algún recreo…
Asier (Txomin): Tiene 19 años y le llaman Txomin por su padre. Es el mejor amigo de Patxi. Lleva ya un año en la vieja Iruña estudiando Historia. Es un personaje y un artista del copón. Tiene un don con las mujeres, no es feo y es fiel. Además, es rojillo hasta la muerte y juega en el Ablitense.
Iñaki: Tiene 19 años y es el sex-symbol por excelencia. Tiene una gran facilidad para irse con quien quiere y cuando quiere, todo un ejemplo a seguir. Está estudiando Lade+Derecho en Pamplona, es capitán del Ablitense y tiene una hermana de 21 años que está tremendísima.
Jon: El alma de la fiesta. Sitio en el que está, sitio en el que hay fiesta. Sabe contagiar a todo el mundo con sus cánticos, bailes y frase. Es obrero y tiene un repertorio de piropos que ya los desearía el Arguiñano.
Javier: Es un friki de las tecnologías. Con sus 19 años, la única meta que tiene es poder crear un nuevo campo en el mundo de internet. La verdad es que es tan complicado de explicar lo que quiere, que no sé ni cómo se llama. Es el “the boss” de los juegos de rol.
Iván: Junto con Javier, son los frikis de la cuadrilla. Pueden contarte cualquier capítulo desde los Simpsons, Padre de Familia, American Dad, hasta Dragon Ball, Caballeros del Zodíaco o Cinderella Boy, pasando por Perdidos, Cómo Conocí a vuestra madre o Los Soprano.
Raúl: Simpático y agradable, excepto cuando habla del R. Madrid, que se pone insoportable. Sale sólo en las épocas señaladas, el resto del año se lo pega invernando.
Guillermo: Tiene 20 años y está saliendo con una joven del pueblo que se llama Maialen. Es rojillo hasta la médula y aprovecha todos los partidos de Osasuna para subir a la Capital del Fútbol. Allí está estudiando empresariales.
Jorge: Siempre fiel a la María. Está estudiando Farmacia en la Universidad de Navarra. Juega en el Ablitense, es del Barça y del Osasuna. Bastante agradable e inteligente. Se puede mantener conversaciones con él de todo tipo, desde las elecciones de Alemania hasta las nuevas vacunas de la Gripe A.
Arkaitz: Es el mayor personaje de todos, el comodín de La Cogorza. Las lía como ninguno. Y cuando se junta con Iñaki no hay mujer que no hable con ellos. Si se junta con Jon, se para el tiempo porque te puedes pegar horas y horas de fiesta que ni te enteras. Siempre está por ahí y cuando no sabes con quién quedar, ahí está él.
Miguel: Es de Tudela, pero suele juntarse mucho con La Cogorza. Suele juntarse mucho con Javi e Iván y por eso hay veces que recuerdan a los frikis de los Simpsons. Trabaja de electricista.
Daniel Soto: Le llamamos Soto porque hay dos Danieles más. Sólo vive cuando no le llama la novia, el resto del tiempo es su esclavo. Su novia nos ninguna cosa fuera de este mundo, pero como dos tetas tiran más que dos carretas…pues es lo que nos toca.
Daniel Antón: Antón es el más alternativo. Le gusta ir a su rollo. Suele cogerse el coche para escapar al monte, para irse de festivales de música, etc… Tiene amigos por todas partes y le da igual estar con unos que con otros. Aunque a la hora de la verdad, siempre está donde tiene que estar para echar una mano, para poner el ombro o para lo que haga falta. Trabaja de carpintero en Tudela.
Daniel Santos: Es el brazo político de la cuadrilla. Está metido en un partido de izquierdas. Es del Barça y tiene un grupo de música. También estudia Historia en Pamplona y juega a balonmano en Corella. Tiene un par de “novias”… pero mientras se lo permitan, el disfruta
Patxi: Nuestro protagonista.

Patxi, el terremoto del nuevo Amoroto

Posted in Ablitas (Navarra), Diario de Patxi, Escribiendo desde..., General, Literatura with tags , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , on 4 noviembre 2009 by ikerresaka

Patxi es un chaval de 18 años, de una pequeña localidad ribera de Navarra, Ablitas. Allí ha vívido toda su vida con sus padres. Casi toda su familia vive en Corella, excepto un abuelo (su esposa falleció al poco de nacer él) y un tío soltero de 35 años que si no fuera porque le están empezando a salir canas diríamos que sería de la quinta de nuestro protagonista.

Sus padres, o sus aitas (como Patxi prefiere llamarlos) son profesores. Antonio Jesús tiene 45 años y trabaja en el Instituto de la ETI en Tudela impartiendo clases de lengua castellana y Mª Villar, que tiene 42 años, es la directora del Colégio Público de San Babil del propio pueblo.

Su familia por parte de padre es muy numerosa, ya que Antonio Jesús tiene 4 hermanos y 2 hermanas. A su vez, estos tienen varios hijos y sólo hay uno de los tíos que. al igual que ocurre por su parte materna, es un soltero treintañero. Todos ellos viven en la ciudad Ribera de Corella, o como ellos la llaman, la Capital de La Ribera (aunque en realidad sea Tudela).

Patxi tiene dos cuadrillas (o grupo de amigos): una en Ablitas llamada: La Cogorza, que está compuesto por una veintena de chicos y chicas de 19-21 años; y otra en Corella llamada: La Resaka, que está compuesta por veinte chavales de 21 años.

De novias prefiere no hablar, porque según dice él: “como todas las mujeres son iguales… ¡estoy esperando a la excepción!”. El problema es que creyó encontrarla dos veces y en las dos salió malparado… si es que no se puede ser tan bueno. Pero el romanticón sacado del siglo XIX no pierde la esperanza y sigue esperando a su Dulcinea o a su Beatriz. No obstante, el ambiente corrupto que vive en ocasiones (las mujeres pueden mover montañas con su simple sensualidad) hace que tenga que ceder a sus ideales para dar paso a sus cautivas necesidades.

Pero Patxi no es sólo un romántico sacado de su época y que le gusta leer al divino William (Shakespeare) o a Gustavo Adolfo Bécquer, también es un fiel seguidor incondicional del equipo navarro de fútbol Osasuna; con gustos variados en la música: desde Marea, Piperrak, Barricada o Kaotiko; pasando por Héroes del Silencio, Bunbury, Nacho Vegas o Quique González; y terminando con Pink Floyd, Radiohead, Bob Dylan o Mikel Laboa. Además de esas inquietudes, ama la montaña. Le gusta escaparse con uno de sus primos en busca de emociones por Urbasa, el Baztán o los Pirineos.

En Ablitas, Patxi es bastante conocido. Al motivo de que en el pueblo son 2.500 habitantes se le suma que Patxi es bastante extrovertido y se deja notar. En las fiestas de la Virgen del Rosario le llaman, “El hombre con la txapela pegada en la cabeza” porque no hay quien le quite su txapela durante toda la semana. La verdad es que le gusta mucho las tradicionales.

Este año va a empezar sus estudios de periodismo en la Universidad Pontificia de Salamanca. La razón por la que se ha ido tan lejos es porque quería salir de casa, conocer mundo y porque tiene oído que Salamanca es la Capital de los Estudiantes.

Y por la universidad… llegó el blog

Posted in Ablitas (Navarra), Diario de Patxi, Escribiendo desde..., General, Literatura on 28 octubre 2009 by ikerresaka

Epa, soy Patxi Urrutia Sesma, un joven de La Ribera de Navarra que va a emigrar a la “Capital de los Estudiantes” a estudiar periodismo. Como ya no voy a poder estar todos los días con mis amigos, he decidido hacerme un blog para ir contándoles semana por semana lo que voy haciendo.

Aquí, iré explicando cómo me va yendo mi vida como universitario, los viajes (que espero ir realizando a lo largo del curso), las fiestas y aprovechando que seré periodista y tengo que estar bien informado, os iré dejando las noticias más interesantes del día, por si no tenéis tiempo de leer el periódico, para que al menos leais lo más básico de la actualidad.

Espero que en unas pocas semanas podáis llegar a conocerme todos vosotros.

Un saludo y ¡¡cuenta atrás para la Universidad!!

Epa cuadrilla, ya estoy por aquí

Posted in Ablitas (Navarra), Escribiendo desde..., General, Literatura on 14 octubre 2009 by ikerresaka

Bienvenidos a mi diario. Ahora está en construcción, pero en unos días empezaré ya a publicar